Números anteriores

EDITORIAL / No. 72


Abrimos este número, para disfrute de nuestros lectores, con la sección de cuento, la cual está muy bien nutrida en la presente edición. Para abrir boca empezamos con lo breve: Emiliano Peña Arboleyda en “Metavida” y “Nada” nos invita a reflexionar sobre el propio ejercicio de la escritura de ficción desde las entrañas mismas del texto; por otro lado, en “Un círculo de poetas malditos” (cuento merecedor de mención en el Concurso 48 de Punto de partida), Gibrán Corona le concede la vida al bar Fiesta Brava y lo hace temblar ante unos personajes capaces de clausurar cualquier local en el que pongan los pies.

Y pasando a los cuentos de mayor extensión, Rodolfo Ruiz Vázquez, en coincidencia con Gibrán Corona, también le permite hablar a un artefacto inanimado, y en “Glorioso pasado” deja que una computadora sea quien nos cuente la historia de un experto en culturas autóctonas de México. En “Rara Avis”, de Gustavo Andrés Leyton Herrera, el discurso se mueve a los terrenos de la ciencia ficción, y su autor nos cuenta la historia de un malogrado escritor vanguardista chileno en medio de una sociedad donde la literatura está proscrita. Entre la realidad y la fantasía se ubica el cuento de Diego Armando Arellano “Los viejos se mudan”: cuando un hijo interna a sus padres ancianos en un hogar de descanso, el paisaje boscoso y las misteriosas palabras de su progenitor lo hacen dudar de su cordura. Por último, presentamos “La playa”, de Alejandro Arras, cálido y emotivo relato de un todavía joven vacacionista quien tiene un encuentro inesperado con su pasado a la orilla del mar.

Continuamos con poesía. En esta ocasión, Adán Echeverría nos entrega “Octubre y otros poemas”, una serie de textos que discurren entre la aparente quietud de lo insalvable del amor y lo infernal de la espera de la felicidad. Por su parte, Adrián Mendieta Moctezuma nos propone una exploración del cuerpo del otro en “Hambre del cuerpo”.

En el rubro de ensayo, damos lugar a un digno representante de su cualidad metamórfica. En “Custodiar el vacío” su autora, Elizabeth Casasola Gómez, a partir del escrutinio los términos “vacío” y “custodiar”, se sumerge en un ejercicio de exploración de la ausencia con resultados sorprendentes.

Por otro lado, Kari Martínez Zúñiga lleva a cabo otro ejercicio de exploración, pero éste a través de las páginas del libro El gato del Viajero en el Tiempo, de Alberto Chimal; en esta amena reseña, Martínez Zúñiga se detiene en los pasajes más destacables de la obra de marras para ofrecernos una acertada guía del camino recorrido por ella y a recorrer por el lector.

En nuestra sección Atalante, el crítico de cine Rodrigo Martínez reseña la cinta A Ghost Story del director David Lowery.

Cerramos nuestra edición con artes visuales. En nuestra portada ostentamos Ciudades perdidas, de la artista visual Maricarmen Miranda, una serie de sutiles imágenes que a través de juegos de color ofrecen al espectador una particular y cálida visión del paisaje urbano.

Esperamos que disfruten nuestro número.

La redacción